Coronación de la Virgen

Virgencita Inmaculada, Señora de nuestro colegio. Tu, que todo lo puedes, Tu, que todo lo has hecho. Hoy he venido a aclamarte, por ser la Hija del Padre. Por ser la Madre del Hijo, Por ser mi Madre ¡Oh Madre!

Te pido con mi corazón, y con todo este sentimiento. Que, de ahora en adelante, y como siempre lo has hecho. Guíes nuestros pasos, por el camino correcto.

Seca todo nuestro llanto, con aquel tierno murmullo. Y propaga tu luz, por las sonrisas del mundo. Ayúdanos Madre, a ser consuelo de vida. A compartir con los otros. A brindarles alegría.

Bendícenos, acompáñanos. Protégenos de todo mal, Y tomadas de las manos, llévanos a volar Porque de tu lado, no temeremos jamás.

Hoy Día de la Inmaculada, le pedimos por toda la familia Cristo Rey!!!!

Pastoral


El objetivo de la pastoral en el colegio es humanizar y fomentar la dimensión cristiana-espiritual de toda la Comunidad Educativa brindando estrategias formativas y de fe que lleven a vivenciar un compromiso cristiano con los valores del Evangelio.

Para ir haciendo vida a este objetivo, formamos a nuestras estudiantes de 4to. grado en la CATEQUESIS DE PRIMERA COMUNIÓN. Seguidamente la preparación y recepción del SACRAMENTO DE LA CONFIRMACIÓN en 4to. año.

Como la formación religiosa es una tarea exclusiva del Colegio, también acompañamos en su proceso de fe a los padres y representantes desde el MOVIMIENTO “JORNADA PARA PADRES”.

Otro momento importante, festivo y de reflexión en este campo fe-vida son las “CONVIVENCIAS DE CADA GRADO”. A lo largo del año escolar cada promoción tiene programado un día en el que dejamos el ritmo habitual del Colegio para fortalecer los lazos de amistad entre las compañeras, el autoconocimiento personal desde los ojos del Amor de Dios y la escucha de su Palabra con ratos serenos y cuidados de oración.

Además, continuamos con la “ADORACIÓN EUCARÍSTICA TODOS LOS VIERNES” que hemos llamado “ESPACIO DE SILENCIO Y ENCUENTRO”. Unas horas privilegiadas para acercarnos a compartir nuestros sueños, cansancios, alegrías y ocupaciones del día a día con nuestro Dios que siempre nos espera.

Este año contamos con una novedad: Grupo ASE.

Como padres y madres de familia hemos elegido para nuestras hijas una educación basada en un humanismo cristiano y a veces nosotros mismos nos vemos en la necesidad de revitalizar nuestra fe, de compartirla con los demás para que así se haga más fuerte y para eso, hemos decidido formar parte del grupo ASE-CRISTO REY. Siguiendo los pasos de D. Pedro del Sagrado Corazón queremos formarnos para poder ser en medio del mundo cristianos comprometidos capaces de transformarnos a nosotros mismos y a la sociedad.

Buscamos conocer y vivir la ‘espiritualidad ignaciana’, a través de los Ejercicios Espirituales de San Ignacio de Loyola para que, por medio de la contemplación, podamos buscar y encontrar a Dios en medio de cada acontecimiento, de cada persona, de cada circunstancia; y así amar y servir a Dios y a los demás en todas las cosas.